Guápulo, una combinación de historia y fe

Guápulo
Foto: Patrimonio.quito.gob.ec

En el centro – norte de Quito se encuentra un barrio cargado de historia, bohemia y fe. Nos referimos a Guápulo, un lugar recomendado para locales y extranjeros que quieran conocer los secretos que recoge este sitio turístico.

Foto: Ministerio de Turismo

Se puede iniciar el recorrido por el mirador que lleva su mismo nombre, desde donde se puede apreciar una privilegiada vista de los Valles Tumbaco y Cumbayá. Además, desde ahí se divisan las cúpulas de la Iglesia, que es el punto icónico de la zona.

¿Cómo llego a Guápulo?

Para llegar hasta ella se debe transitar “El Camino de los Conquistadores” también conocido como “El Camino de Orellana”. Esta es una calle larga, sinuosa, empedrada y que está de bajada. Lleva este nombre porque ese fue el camino que transitó el conquistador Francisco de Orellana en su expedición que lo llevó a descubrir el río Amazonas.

Lea también: Ananké, una pizzería tradicional en Guápulo

A lo largo de este recorrido se encuentran cafeterías y lugares de artesanías para quienes deseen detenerse un momento. También, es el escenario de varias romerías que realizan los feligreses que profesan la fe católica y un especial cariño a la Virgen, meditando los misterios del rosario y repitiendo las oraciones con mucha devoción.

Foto: Patrimonio.quito.gob.ec

Al terminar este camino se llegará a la imponente iglesia Nuestra Señora de Guápulo. Esta es una construcción de la época colonial. Dentro de ella se puede encontrar la imagen de Nuestra Señora de Guadalupe, obra elaborada por el escultor español Diego de Robles.

Quito se destaca por poseer grandes y hermosas iglesias, y ésta no es la excepción. Debido a su belleza, es común que muchas niñas suspiren y sueñen con casarse en ella.

Por otro lado, la vía a Guápulo es considerada como un conector víal importante para unir Quito y sus valles.

Sé el primero en comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada.


*